Los autobuses en Londres son impulsados por café

Los autobuses en Londres son impulsados por café

El londinense promedio bebe 2.3 tazas de café al día, lo que produce más de 200,000 toneladas de desechos al año, los cuales terminarían en un tiradero con el potencial de emitir 126 millones de kg de CO2. Por esta razón, Shell y bio-bean se unieron para recolectar algunos de estos residuos de café de las cadenas de cafeterías o fábricas, y así poder producir biocombustible.

Biocombustible B20 tiene un bio-componente que contiene un 20% de aceite de café, y está siendo agregado a la cadena de suministro de combustibles para autobuses en Londres y ayudará a impulsar a algunos de los autobuses sin necesidad de ser modificado.

Se han producido ya 6,000 litros de aceite de café, los cuales, si se usan como una mezcla pura para el bio componente y se mezcla con diésel mineral para formar Biocombustible B20.

Si bien, usar los residuos de café no es nuevo en Londres, ya que utilizan ladrillos sólidos de biomasa Coffee Logs para calentar sus casas, es la primera vez que estos desechos se usan para impulsar los autobuses.

De acuerdo con Arthur Kay, fundador de bio-bean, “hemos iniciado en el Reino Unido, pero imaginamos el potencial de un país como México que bebe más de 16 mil millones de tazas de café al año. Al repensar nuestra manera de tratar el desperdicio, podemos crear ciudades globales más inteligentes y un futuro mejor para todos».

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido Protegido